Q10, otro software para escribir sin distracciones

Ya no soy fiel a Dark Room.

Durante bastante tiempo he sido todo un fan de este sencillo software gratuito hecho para escribir totalmente libre de distracciones, en una pantalla completamente negra donde no había iconos, colores, imágenes o sonidos que distrajeran de la experiencia inmersiva de escribir y sólo escribir.

Me quito el sombrero ante ese programa y he de agradecerle enormemente los ratos y las líneas que he escrito con él… pero es que hace poco encontré otro software, con el mismo concepto que Dark Room pero con unas pocas cosas más que han redondeado lo que ya de por sí era genial.

Se trata de otro software gratuito llamado Q10 y que es muy parecido a Dark Room en el sentido de que cuando se ejecuta toma todo tu monitor, lo oscurece liberándolo de cualquier distracción, botón u opción que aparte la atención de escribir, escribir y escribir.

A veces esa tarea es similar a un pequeño trance, Q10 Dark Room ayudan a hacer más fácil ese trance donde el 100% de ti está inmerso y concentrado en escribir.

¿Qué tiene Q10 para que lo esté usando en vez de Dark Room?

Unos pocos pequeños detalles que se han añadido y que sin duda han surgido de alguien que se pasa bastante tiempo escribiendo y comprende lo que es importante a la hora de hacerlo.

Para empezar tiene una pequeña barra inferior que no distrae en absoluto pero contiene unos muy pocos datos muy útiles para lo de escribir.

Las palabras que llevas, las páginas que llevas, el número de carácteres y al otro extremo la hora.

Además uno puede configurar objetivos de palabras o páginas. Cuando uno tiene que escribir, ficción o no, enseguida comprende lo útil que resulta llevar cuenta de ello, igual que es increíblemente útil poder ver si estás cumpliendo el objetivo diario que te hayas propuesto a la hora de dedicar tiempo a la palabra y avanzar páginas.

También se puede poner en español o configurar la fuente y los colores con los que aparece la pantalla y lo que escribas. Pulsando F1 sale un resumen de los controles para abrir, guardar, abrir el menú de opciones, etc. Se activan mediante combinaciones de teclas.

Cuando uno lo que necesita es concentración para escribir algo que merezca la pena (sea un relato, sea un informe) en vez de jugar con las negritas y los subrayados, Q10 y Dark Room son las mejores opciones.

Y además… además Q10 tiene ese sonido de máquina de escribir cada vez que pulsas un tecla…

Mola.

P.D. Me reitero, Gracias Dark Room por esos ratos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *